En Illapel se dictan nueva ordenanza municipal para que las personas respeten distancia mínima de 1,5 metros entre sí

Quienes no acaten la medida, aprobada por el Concejo Municipal, se exponen a multas de hasta 50 mil pesos.

            Frente a la actitud de normalidad que muchas personas están teniendo, pese a la grave situación de pandemia que afecta a la comuna, con 43 casos positivos de Covid-19 a la fecha, el Concejo Municipal de Illapel aprobó una ordenanza que establece medidas de distanciamiento mínimo entre las personas que esperan en espacios públicos, sea para el ingreso o atención en recintos públicos o privados. 

            ¿Qué significa esto? Desde la próxima semana se exigirá una distancia mínima de 1,5 metros entre las personas. En caso de no acatar la medida, lo(a)s ciudadano(a)s illapelino(a)s deberán pagar multas que van entre 0,5 a 1 UTM, o sea, entre 25 mil y 50 mil pesos. Esto implica responsabilidad también para los dueños, administradores y/o jefes de oficinas o servicios, quienes están obligados a velar porque las personas que se encuentran a la espera de ingresar a los recintos que atienden, obedezcan la medida. Para ello, deberán disponer de un trabajador o funcionario especialmente dedicado a ello. 

Héctor San Martín – Administrador Municipal de Illapel

            La ordenanza municipal, que comienza a regir el próximo lunes 15 de junio, considera la necesidad de que las oficinas o servicios de Illapel establezcan demarcaciones adhesivas en el suelo o veredas, como también huinchas reflectantes u otros elementos pertinentes. También deberán exhibir un afiche que dé cuenta al público de las medidas establecidas en la ordenanza municipal. 

La fiscalización de la ordenanza que busca asegurar el distanciamiento mínimo entre las personas en Illapel será realizada por inspectores municipales y Carabineros de Chile.